POVEGLIA: La isla sin retorno

Entre Venecia y Lido, al norte de Italia, se encuentra una misteriosa isla, Poveglia, que acogió a los enfermos de la peste bubónica del siglo XVI.

1
5211

La primeras referencias sobre esta isla, se encuentran en unas crónicas en el año 421 DC, cuando el pueblo de Padua se traslado allí, huyendo de las invasiones bárbaras. Dando importancia a la isla, debido al aumento de población.

Publicidad:

En 1379 Venecia sufrió el ataque de una flota genovesa, y el gobierno veneciano trasladó al pueblo de Poveglia a Giudecca. Para construir en la isla una fortificación permanente, llamada “el Octágono” (aún visible en la actualidad).

En el siglo XVI, la peste bubónica, acabó prácticamente con la isla, ya que cualquier infectado (o sospechoso de poder estarlo), junto con los fallecidos por esta enfermedad, eran trasladados en barcos junto con un médico que llevaba una máscara, y en el interior de esta metía hierbas que actuarían como un filtro contra el contagio.

Publicidad:

il_fullxfull.165873583Los cadáveres eran amontonados en fosas, para más tarde ser calcinados; se calcula que alrededor de 1.000.000 de personas murieron allí. Y se asegura que el 50% del suelo superficial está compuesto por cenizas y restos humanos.

Poveglia-huesosEn el año 1922, se construyó un enorme hospital psiquiátrico con un gran campanario, donde trasladarían a enfermos mentales y esquizofrénicos.
En el campanario, el director del hospital se dedico a experimentar con los enfermos nuevos métodos de curación, como lobotomías y trepanaciones, causando, en medio de terribles agonías, la muerte o la agudización de la enfermedad.

Publicidad:

hqdefaultPero los macabros actos del doctor no quedarían impunes, ya que después de varios años realizando experimentos, comenzó a ver a los espíritus de los enfermos que habían muerto en sus manos, y a su vez, los espíritus que habían quedado atrapados de la peste.
Aterrorizado por esas visiones, terminó saltando desde lo más alto de la torre del campanario.

Poveglia-5Después del suicidio del doctor, el hospital psiquiátrico fue clausurado y la isla fue vendida por el gobierno italiano en 1960. Claro que para el inquilino fue imposible vivir allí, ya que los espíritus perturbaban su tranquilidad constantemente.

Más tarde, una familia compro una propiedad en la isla, y construyeron allí su casa, con la intención de veranear allí. Aguantaron un solo día. No se sabe a ciencia cierta que ocurrió, ya que la familia se negó a contarlo, pero una de sus hijas sufrió un desgarro en la cara, y tuvieron que darle 14 puntos de sutura. Y eso ya dice bastante.

12170455306_257bcecf39_bVarios psíquicos acudieron a la isla en busca de actividad paranormal, relatando a su regreso la atmosfera densa y pesada, la sensación de que alguien les respiraba en el cuello constantemente, también escucharon alaridos y gemidos…
Actualmente, la situación de la isla no está muy clara, ya que se dice que el gobierno la sacó a subasta hace pocos meses, pero los dueños siguen teniendo allí sus viñedos…

Compartir

1 Comentario

Dejar una respuesta